gastronomia
  • by

Gastronomía

La calidad de la cocina de Antequera lleva a dar a su nombre a dos comidas muy conocidas y apreciadas en toda la comarca y fuera de ella. Hablamos de la porra antequerana, crema de consumo veraniego por excelencia, elaborada a base de pan, tomate y pimiento, entre otros ingredientes; tras el que podemos probar un bienmesabe, un dulce que con ese nombre poco queda que decir de él.

Pero siguiendo con los platos denominación antequerana no podemos olvidar su archiconocido mollete, bollo de pan ideal para los desayunos, con embutido o con aceite de oliva, también del terreno. En este caso estamos hablando de un lujo que podemos probar en pocos lugares. Y típicos de la época navideña son los mantecados y alfajores de fabricación artesanal.

Al igual que existen las rutas artísticas y culturales, también podríamos establecer diferentes rutas para practicar el tapeo, con una oferta variada y de calidad. Podemos elegir entre el arroz guisado, la costilla, la porra, berenjena y guisado de patatas entre otras. De herencia francesa, son el cocido con malvas y una clase de morcón con lengua de cerdo embutida entre aromas de canela y clavo.